Ciencias Veterinarias UdeC se une a los esfuerzos para evitar ingreso de peste porcina africana al país

Créditos: Facultad de Ciencias Veterinarias UdeC

La PPA, es una enfermedad producida por un virus de la familia Asfaviridae, que afecta solo a cerdos y jabalíes, y no representa ningún riesgo para la salud de las personas.

En alerta y desarrollando diversas acciones tendientes a evitar que ingrese la peste porcina africana a Chile se encuentran investigadores y académicos de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la UdeC, luego que recientemente la enfermedad se detectara en América, específicamente en República Dominicana.

La peste porcina africana, PPA, es una enfermedad producida por un virus de la familia Asfaviridae, que afecta solo a cerdos y jabalíes, y no representa ningún riesgo para la salud de las personas; sin embargo, tiene un gran impacto sanitario, productivo y económico.

Como la PPA en la actualidad se encuentra prácticamente en todos los continentes del mundo, el Dr. Álvaro Ruiz Garrido, profesor asociado del Departamento de Patología y Medicina Preventiva de la Facultad de Ciencias Veterinarias -quien también forma parte del Comité Técnico Asesor de la Asociación de Productores de Cerdo (Asprocer)- manifestó que desde 2019  están analizando esta situación junto al Servicio Agrícola y Ganadero(SAG) y los productores en una mesa de trabajo público-privada.

“Hemos analizado los posibles riesgos de ingreso de la enfermedad al país, porque es un hecho concreto que podría producirse y sin ir más lejos la semana pasada nos reunimos de manera remota y analizamos el tema de las fronteras que es importante atender, porque puede ser una vía de acceso. Por ejemplo, personas que lleguen a ingresar material contaminado en avión o a través de la tripulación de los barcos mercantes, o también pudiera llegar en productos de origen de cerdo no procesado, no cocinado, o mediante la contaminación de materias primas”, explicó el Dr. Álvaro Ruiz

El virus tiene una altísima resistencia en el medio ambiente, en material contaminado con materia orgánica o incluso en la carne o en restos de sangre congelados, donde puede permanecer por meses o años, agregó el académico.

Impacto en Chile

De acuerdo al especialista, si la PPA llega al país los resultados serían catastróficos. “Chile es un país que tiene aproximadamente 210 mil madres en producción, eso es muy poco, representando alrededor de menos del 1% de la producción mundial. (La producción de cerdos se mide en el número de vientres o madres). Entonces desde el punto de vista de vientres, somos un país con bajo número de estos, sin embargo, estamos entre el quinto y sexto exportador de carnes de cerdo del mundo”, comentó.

Chile exporta el 82% de lo que produce, tanto así que el país se convirtió también en un importador de carne de cerdo, dijo.  “Importamos de Estados Unidos, de Brasil, desde algunos países vecinos, porque nosotros exportamos nuestra carne a mercados que son muy exigentes, como Asia, Europa e incluso a Estados Unidos”.

De esta forma, teniendo menos del 1% de las hembras y siendo el quinto o sexto país con mayor exportación de carne de cerdo, si llegara la PPA, podría significar sobre el 50% de mortalidad de estos animales y por ende pérdidas económicas altísimas.

“Si la enfermedad entrara al país, se liquida la industria. Es así de simple, porque lo primero que ocurriría sería el cierre las exportaciones y una baja en la producción en forma significativa”.

Acciones de la facultad

Junto con asistir a reuniones de coordinación tanto nacionales como extranjeras, los especialistas e investigadores de la Facultad de Ciencias Veterinarias están asesorando y capacitando a los productores y las asociaciones de productores.

“Además de las de nuestro país tenemos asociaciones importantes en Argentina, Colombia, Ecuador, México, Brasil y Estados Unidos, donde también se está analizando y redoblando esfuerzos de prevención de esta enfermedad que tiene una alta mortalidad y una alta morbilidad. En Chile tendría un alto impacto, por ser una enfermedad exótica y no existir una vacuna, por lo tanto los animales no tienen ninguna de defensa”, indicó el Dr. Ruiz.

También han estado buscando que se refuercen las medidas de bioseguridad en las explotaciones porcinas y a nivel de las fronteras del país.

“La producción de Chile está focalizada básicamente entre la Región Metropolitana hasta  Ñuble, existiendo solo un productor intensivo importante al sur de esta región. Obviamente, existen productores más pequeños o de producción semi intensiva, pero en el país la producción intensiva representa alrededor del 94% de los cerdos que hay, es decir que la mayoría de los cerdos están en producción intensiva. De ahí la importancia de la bioseguridad”, señaló.

El Dr. Álvaro Ruiz Garrido aconseja estar atentos a la sintomatología que puedan presentar los cerdos, aislar a los animales en caso de sospecha y contactar a los funcionarios del SAG para activar los protocolos correspondientes.

Tags